¿Te has preguntado alguna vez cómo se pinta un Porsche actual en la planta de producción?

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Si te dijeran que trabajan 1.500 personas para el montaje de un coche ¿Qué pensarías? Pues sí, una auténtica locura es crear un Porsche 911. Y es que para crear este modelo de la firma alemana se trabaja durante dos días duros y largos desde la fabricación del bastidor hasta que sale de la línea de producción…

En el caso del 911 GT3, Porsche permite decenas de opciones individuales, una gama amplia de combinaciones que hace que no haya dos 911 idénticos. En este sentido, cobra especial relevancia, y es que elegirlo es muy importante para convertirlo en único.

De hecho, mediante el programa Paint to Sample se intenta satisfacer la demanda y facilitar el acceso a los clientes para esta opción. Este programa recibió mejoras el pasado año con el objetivo de que Porsche pudiera cumplir con el compromiso de la marca de permitir al usuario construir el automóvil de sus sueños. Así, el cliente tiene ¡más de 160 colores disponibles! en el catálogo actual.

Cómo se crea un Porsche Paint to Sample

Los modelos 911, 718 y Taycan se ensamblan en la planta de Zuffenhausen, factoría que ha aumentado su capacidad para completar más configuraciones de Paint to Sample sin necesidad de tener que frenar la producción. De hecho, han mejorado tanto el proceso y el trabajo con los coches, que su producción ha ascendido de 5 a 20 unidades al día.

Pues bien, antes de su ensamblaje en 117 etapas, el chasis del 911 pasa más de un día en el taller de carrocería y pintura. Y es que esta labor es un gran desafío porque no es solo pintar un coche, sino desarrollar correctamente su acabado para conseguir un buen resultado (en todos los tipos de materiales).

Como bien sabrás la carrocería de un vehículo como el Porsche 911 puede constar de varios componentes; acero, aluminio, fibra de carbono o polipropileno. Y, por tanto, los botes de pintura tienen que adaptarse a dichos materiales para que generen el mismo tono.

Cuál es el proceso

Antes de aplicar la pintura, se debe desengrasar la carrocería que recibe una capa de fosfato para someterse a un proceso electroquímico para protegerlo contra la corrosión. Mientras se recubre, se mete cada unidad en un recipiente que se llena con pintura de inmersión electroforética y agua desionizada, y a su vez se va girando la carrocería sobre su propio eje.

Acto seguido se aplica una imprimación, una capa base y una capa transparente tanto a la carrocería como a los paneles con un color estándar. Se utilizan 4 litros de liquido entre las 3 etapas. Y por supuesto, la imprimación se elige en base al color final que quiere el cliente, y que variara también según se requiera de tonos claros u oscuros.

Luego en la capa base se dispone del tono solicitado que tiene un grosor de 30 micrómetros. Y se continua con la capa transparente (barniz) que es la final y que por ende debe ser más gruesa (entre 30 y 50 micrómetros). Una vez están todas las capas aplicadas, la pintura se tiene que secar a una temperatura de 200ºC durante más de dos horas y media.

¿Cómo elegir el color?

Los tonos de serie, metalizados y especiales se definen específicamente para cada modelo de la gama Porsche y, en algunos casos, incluso para los distintos rediseños que recibirá durante su ciclo de vida.

En cuanto a la cantidad de colores depende del número de tanques almacenados y las líneas de suministro de pintura que haya en los talleres de las plantas de producción. Por lo que aquí entra el primer inconveniente, y es que, desde un punto de vista puramente técnico, no se pueden ofrecer más de 17 colores exteriores de serie para el 911.

Por el contrario, con Paint to Sample sí que están disponibles más de 100 colores predefinidos como hemos dicho anteriormente —más de 50 en el caso de los modelos Taycan, Cayenne, Panamera y Macan—, pero para ello, hay que valorar qué quiere el cliente para poder producir cualquier tonalidad siempre que la muestra de color sea válida.

Actualmente solo en esta planta de Zuffenhausen es donde está disponible este programa para los vehículos que únicamente se producen allí. Aunque existe Paint to Sample Plus que ofrece a los clientes la posibilidad de poder añadir permanentemente un color a su modelo Porsche.

Siempre y cuando la persona que solicite el color con su coste adicional será el propio creador del tono de su vehículo. También Porsche tiene la opción de administrar los datos de cliente y color para añadir al programa más opciones y que otros clientes puedan solicitarlo si así gustan.

Desde dónde se puede solicitar Paint to Sample

Los clientes podrán barajar esta opción a través de su centro de Porsche. Y de cara a un futuro se espera poder hacerlo desde la configuración del modelo. Para solicitar los colores personalizados, Porsche Exclusive Manufaktur ofrece Paint to Sample Plus. Desde ahí, el cliente puede proporcionar una muestra de color que se envía a la planta de Zuffenhausen para someterlo a pruebas de calidad y viabilidad.

En caso de que el color no sea viable, Porsche asumirá los costes del estudio, pero, aun así, el color elegido por el cliente no se pinta directamente en el modelo, sino que debe ser aprobado y pasar un proceso de hasta 11 meses.

Quién es el cliente de esta unidad

El piloto profesional Leh Keen ha hecho de todo con un Porsche. Actualmente participa en la Porsche Carrera Cup North América con el equipo 311RS Motorsport, ha batido récord mundial de velocidad en pista cubierta y ha fabricado decenas de 911 para prepararlos solo como vehículos de carretera para que el resto de los clientes conozcan las sensaciones de este modelo.

Sin embargo, nunca había encargado un Porsche para él hasta el 2021 que mandó a crear su 911 GT3 2022 con alternativas del programa Paint To Sample. Su obsesión por los colores le hacen tener un coche moderno, pero con un color clásico y único, ya que es la primera vez que se usa ese tono en un modelo 992 (número interno de la octava generación del Porsche 911, lanzada en 2019).

¿Tu coche tiene también una carrocería ‘especial’? Con la calculadora online de CertifiedFirst puedes obtener un presupuesto orientativo en función de los daños de tu vehículo y contactar con tu taller más cercano de la red de expertos en chapa y pintura para ponerla a punto.

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *