El 'art car' que se inspira en las sensaciones al volante de un Lamborghini Huracan Evo

El ‘art car’ que se inspira en las sensaciones al volante de un Lamborghini Huracan Evo

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

No demasiadas personas en el mundo tienen, en algún momento de su vida, la oportunidad de ponerse al volante de una máquina de altas prestaciones como un Lamborghini. Una de ellas ha sido el artista italiano Paolo Troilo, quien ha plasmado en forma de obra de arte su experiencia a los mandos de un Huracan Evo y este es el resultado…

Paolo Trolio (Tarento (Apulia, Italia), 1972) era un exitoso creativo publicitario que en 2005, cuando aún trabajaba en publicidad, decidió cambiar el dibujo por el noble arte de la pintura.

El día que empezó a reunir los materiales que necesitaba para dar ese salto se olvidó de comprar pinceles. Este es el «error» que nos ha dado su técnica; la necesidad de expresarse a toda costa se convirtió en una virtud. Por ello, comenzó a pintar con los dedos haciendo que esta técnica, junto con sus potentes significados metafóricos, le hiciera único.

En 2009 dejó definitivamente la publicidad para enfocarse en su pasión por la pintura. En 2011 fue seleccionado para la 54ª Bienal de Venecia y, desde entonces, sus obras han sido expuestas en lugares tan dispares como Singapur, San Francisco, Estambul, Tel Aviv, Los Ángeles, Nueva York, Milán, Roma, Palermo o Florencia.

El ‘Minotauro’ de Trolio

Pues bien, recientemente, Trolio fue invitado por Lamborghini a subirse a una unidad de sus modelos más emblemáticos el Huracan Evo. La idea era que tras la experiencia plasmara sobre su carrocería las emociones que había sentido al conducirlo. Y el resultado no puede ser más espectacular…

‘Minotauro’, que así es cómo Trolio ha bautizado su obra y que hace referencia al animal mitológico mitad hombre, mitad toro, es una expresión del dinamismo, la potencia y las emociones más profundas que el artista experimentó mientras conducía el Huracán EVO, retratadas a través de los poderosos rasgos del cuerpo de un hombre trazados por las yemas de sus dedos.

Con ella, el artista rinde homenaje al Huracán EVO representando una fusión entre el hombre, el símbolo del toro de Lamborghini, y el concepto de mito expresado en la fuerza indomable -sobrenatural y casi animal- que desprende la figura del hombre pintada en los laterales del coche. La fuerza que transmiten los antebrazos y los puños cerrados en el capó delantero recuerdan a los cuernos de un toro.

«Tiempo. Estoy enamorado de la idea de la lentitud, y siempre la he defendido como clave del placer, la cultura, la belleza y el éxito. Pero hay algunas experiencias que te hacen cambiar«, explicó Paolo Troilo, creador de la obra.

«Ver el Lamborghini Huracán EVO y probarlo me sugirió que también hay cosas capaces de liberar la misma energía con la aceleración, con la velocidad, con el impulso. Escuché el sonido del viento que se levantaba mientras el espacio se estrechaba y el tiempo se distorsionaba: Sentí un viento que fluía y lo utilicé para pintar sobre la propia musa, la inspiración de estas emociones: el Huracán, mi Minotauro».

Del 4 al 13 de noviembre, el Huracán EVO pintado por Paolo Troilo, junto con otras obras del artista, pudo verse en el Palazzo Serbelloni de Milán, en el marco de la exposición «TROILO-MILANO SOLO ANDATA».

El Minotauro en la mitología griega

El Minotauro (del griego Μινώταυρος —Minótauros—) es un monstruo de la mitología griega, con cuerpo de hombre y cabeza de toro. Su nombre significa «Toro de Minos», y era hijo de Pasífae, esposa del rey Minos de Creta y un toro enviado por Poseidón.

Tras diversas vicisitudes, el toro acaba encerrado en un laberinto diseñado por el artesano Dédalo, hecho expresamente para retenerlo, y ubicado en la ciudad de Cnosos de la isla griega.

Durante años, siete hombres y siete mujeres eran llevados al laberinto como sacrificio para ser el alimento de la bestia hasta que la vida de éste terminó en manos de Teseo. Los catorce jóvenes eran internados en el laberinto, donde vagaban perdidos hasta ser encontrados por el Minotauro…

¿Buscas taller de reparación de carrocería? No importa que sea en Toledo o Zaragoza, o en Madrid, Barcelona, Sevilla, Valencia, Bilbao, Alicante… ¡Hay un CertifiedFirst cerca de ti! ¡Encuentra el tuyo!

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *