Los defectos de la carrocería que no te perdonarán en la ITV

Los defectos de la carrocería que no te perdonarán en la ITV

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Ríos de tinta (digital) se han escrito sobre la nueva ITV. Una ITV que trata de actualizarse y estar a la altura de los vehículos más modernos. Pero no sólo de emisiones o temas mecánicos viven las estaciones de ITV. Y es que la carrocería cobra cada vez más importancia en la inspección técnica.

Es comprensible. Muchos elementos que consideramos como carrocería y del que apenas si nos preocupa su aspecto estético, están en realidad muy relacionados con la seguridad vial. Que las puertas abran y cierren bien o un paragolpes deformado comprometen la seguridad vial y serán motivo de no pasar la ITV. Pero también la corrosión (y la posible contaminación vinculada) nos harán suspender la ITV.

Los defectos de la carrocería que no te perdonarán en la ITV

Hagamos un repaso a los defectos en la carrocería que probablemente no nos perdonen en la ITV.

Cristales y espejos

Tanto los cristales como los espejos deben estar perfectamente fijados y no presentar grietas o fisuras. Si las hubiese, el coche suspendería la ITV y tendría que volver en un mes como máximo con el problema solucionado.

Puertas y molduras

En la ITV revisarán que todas las puertas abran y cierren bien y que las molduras estén en buen estado. Si no lo estuviesen, podríamos tener problemas para pasar la ITV.

Corrosión en la chapa de la carrocería

Como siempre te decimos, la corrosión no es un problema meramente estético. La carrocería tiene una importante función en seguridad vial y por ello debe estar en buen estado. Además, una carrocería con óxido y corrosión puede ser considerada contaminante. Si el problema es muy grave, tendrás problemas para la pasar la ITV. Por ello siempre recomendamos ir solucionando los inconveniente de chapa y pintura según vayan apareciendo.

Golpes visibles en la carrocería

¿Un golpe muy evidente en la carrocería? ¿Una puerta hundida? ¿Un paragolpes deformado o medio suelto? Supone un suspenso casi inmediato. Si la carrocería de tu coche presenta golpes más leves, estarás en manos de lo que decida el inspector de turno.

¿Lo mejor? No arriesgarse: soluciona tu problema de chapa y pintura en tu taller de chapa y pintura CertifiedFirst antes de ir a la ITV.

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>