Blanco, gris y negro: así son los automovilistas que eligen estos colores

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Blanco, gris y negro: así son los automovilistas que eligen estos colores

Recientemente hemos podido comprobar en el estudio de PPG sobre popularidad de los colores automotrices que el blanco sigue siendo el color de coche más elegido para la carrocería del vehículo. Junto con él, están otros dos colores clásicos: el color negro y el color gris plata.

Algo que puede resultar llamativo. En el mundo de la abundancia, la personalización y las diferentes opciones, ¿cómo siguen ganando estos colores ‘de toda la vida’?

Son muchos los informes y estudios que vinculan los colores con determinados rasgos de la personalidad. De hecho, nos hemos hecho eco de algunos de esos estudios. Pero la insistente popularidad de los colores blanco, negro y gris plata en la carrocería del coche nos hace preguntarnos una vez más: ¿qué expresan de sí mismos los automovilistas que eligen conducir un coche de alguno de esos colores?

Blanco, gris y negro: así son los automovilistas que eligen estos colores

La pureza del color blanco

El color blanco se asocia habitualmente a valores como la pureza, la honestidad o transparencia y la limpieza.

Además, el blanco ha vivido un intenso resurgir gracias a su vinculación con prestigiosas marcas tecnológicas que lo han vuelto a poner de moda. Es lo que se ha denominado el ‘Efecto Apple’.

Blanco, gris y negro: así son los automovilistas que eligen estos colores

El poderío del color negro

Nadie puede contradecirlo: el negro es un color poderoso, asociado tradicionalmente a conceptos como poder y estatus. Es el color tradicional de los vehículos oficiales o con chofer y eso es algo que sigue en el imaginario colectivo. Además, un coche negro limpio y cuidado luce increíble.

Blanco, gris y negro: así son los automovilistas que eligen estos colores

La elegancia del color gris

El color gris plateado se ha hecho un hueco entre los tradicionales blanco y negro y nadie parece ser capaz de desbancarlo. Su apariencia elegante pero con un toque de modernidad es perfecta para los automovilistas que quieren un valor seguro, pero no excesivamente clásico.

¿Cuál sería tu color? No importa cuál sea. En realidad, lo importante es que la pintura de tu coche esté en buen estado y mantenga su brillo. Porque cualquier color, hasta el más insospechado, hablará bien de ti si brilla y está limpio. ¿Qué el color de tu coche ya no es el que fue? Tiene solución: descúbrela gracias a la calculadora de presupuestos on line de CertifiedFirst.

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *