¿Sabías que en una carretera mal iluminada un vehículo de color oscuro no se distingue a 50 metros de distancia?

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

¿Sabías que en una carretera mal iluminada un vehículo de color oscuro no se distingue a 50 metros de distancia?

Es todo un problema de seguridad vial: el binomio entre carreteras con iluminación deficiente y un color de carrocería oscuro complica la seguridad y puede propiciar accidentes.

Hemos visto un reciente ejemplo en un reportaje sobre puntos negros situados en Asturias y que parecen estar íntimamente relacionados con la mala iluminación de las vías. El artículo, publicado en El Comercio, señala la N-634 y la Autovía del cantábrico a su paso por Asturias, y más concretamente por Gijón y Siero, como carreteras que concentran una importante siniestralidad.

Nada más y nada menos que 104 siniestros han tenido lugar en vías mal iluminadas en esa zona entre los años 2008 y 2013. ¿El saldo? 205 personas con daños de diversa gravedad.

La definición de carretera mal iluminada la proporciona el propio Reglamento General de Circulación, en el capítulo X sobre la Utilización del alumbrado:

Se entiende por vía insuficientemente iluminada aquella en la que, con vista normal, en algún punto de su calzada, no pueda leerse la placa de matrícula a 10 metros o no se distinga un vehículo pintado de oscuro a 50 metros de distancia.

Los coches con pintura de color oscuro (especialmente el negro y el azul noche) tienen un gran número de adeptos por su elegancia y distinción. Sin embargo, hasta hace no mucho tiempo no se pensaba en ellos en términos de seguridad vial y pocos se planteaban que el color de la pintura de un coche pudiese ser un factor de importancia en relación con la seguridad en carretera.

Relacionado: ¿Y si el color de tu coche pudiese evitar accidentes?

¿Eres conductor de un vehículo oscuro? Ten en cuenta esta información cuando circules de noche y especialmente extrema precauciones a la hora de realizar maniobras cuando observes que la carretera por la que te mueves quizás carece de la iluminación adecuada (sobre todo en vías secundarias). Por supuesto, preócupate de llevar el sistema de alumbrado de tu vehículo en buenas condiciones: no puedes hacer nada respecto a la luz de la carretera, pero sí puedes (y debes) cuidar la iluminación de tu coche.

¿Cambiarías el color de tu coche por razones de seguridad vial? ¿Abandonarías el negro por el blanco en la pintura de tu automóvil? Si optases por esta solución, o quisieras simplemente reparar la pintura de tu coche, cuenta con la experiencia de la red de expertos en chapa y pintura de CertifiedFirst. ¡Te esperamos!

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *