Land Rover Defender 2.000.000: cuestión de detalles

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Land Rover Defender 2.000.000: cuestión de detalles

68 años después de llegar al mercado, llega la unidad número dos millones. Cifras impresionantes que no resumen la historia de un nombre que habla por sí solo: el Land Rover.

Un ejemplar único… para celebrar los dos millones de ejemplares

Para celebrar esta efeméride, Land Rover propone una unidad muy especial que ya ha sido bautizada como Land Rover Defender 2.000.000 y que será subastada en la famosa casa Bohams el próximo mes de diciembre. El importe que se consiga en la subasta tendrá además un destino solidario: será repartido entre tres fundaciones benéficas.

Lo más curioso es el modo colaborativo en que este Land Rover tan especial ha sido concebido. Para ello los técnicos e ingenieros de la marca convocaron a distintos embajadores de la marca y a amigos a visitar las instalaciones para compartir sus ideas.

Curiosidades: ¿Sabías que, Bear Grylls, el popular “El último superviviente”, es embajador de Land Rover y fue uno de los implicados en el proceso?

Land Rover Defender 2.000.000: cuestión de detalles

El resultado es un Land Rover lleno de pequeños detalles conmemorativos. Por ejemplo, cuenta con una placa de aluminio en la que están los nombres de todos los que ayudaron en la construcción del vehículo, en los guardabarros, los asientos de cuero y en los tiradores se ha grabado el mapa de playa en cuya arena se dibujó el primer esbozo del vehículo y se ha incluido el logo especial de los dos millones en diversas partes del automóvil.

Land Rover Defender 2.000.000: cuestión de detalles

Así nació Land Rover

“Mi padre se encontró con su hermano en la playa Red Wharf Bay e hizo un dibujo en la arena de la forma en que pensaba que el Land Rover se podría hacer. Ese fue el comienzo de todo, la concepción de Land Rover”. Stephen Wilks, hijo de Maurice Wilks, uno de los fundadores de la marca. 

En el año 1947 los hermanos Wilks, directivos de Rover, soñaron con fabricar un todo terreno accesible para el automovilista civil (este tipo de vehículos estaba vinculado a la vida militar).

Pero, ¿cómo dar forma a ese sueño? Se valieron del chasis de un jeep de la Segunda Guerra Mundial y tomaron de un Rover el eje trasero, una caja de cambios y un motor gasolina: así crearon el primer prototipo. El vehículo fue finalmente presentado en 1948 y su fabricación se inició en 1949.

La carrocería del primer modelo era de líneas rectas y fabricada con paneles de aluminio, ya que en ese momento el hierro era un material escaso. Las puertas delanteras eran desmontables y contaban con cristales corredizos en su mitad superior. El vehículo admitía hasta nueve personas gracias a sus dos banquetas traseras. Sin duda, una de sus señas de identidad fue el techo de lona con armazón metálico. ¿Otra de sus señas de identidad? El color verde militar para la pintura: no podía ser de otro modo. Aunque, con el tiempo, esto ha cambiado radicalmente.

¿Qué color elegirías tú para un vehículo de estas características? Sea cual sea, en la red de expertos en chapa y pintura CertifiedFirst dispones de las más avanzadas soluciones para el repintado del vehículo y reparaciones de chapa. Conócenos.

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>