¿Sabías que el estado de la carrocería influye en la ITV?

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

itv-carroceria¿Creías que sólo la parte mecánica era sometida a examen en la Inspección Técnica de Vehículos? Pues has de saber que la carrocería está también contemplada en el Manual de Procedimiento de Inspección de las ITV, concretamente en el segundo capítulo 2, subapartado 2, junto a lo relativo al chasis.

Y es que, como decimos siempre, la carrocería es mucho más que algo estético: tiene mucho que ver con factores como nuestra seguridad, la aerodinámica, consumo etc. Así que, visto así, es lógico que en la ITV la tengan en cuenta.

Qué esperan de la carrocería de tu coche en la ITV

Cuando llevamos nuestro coche a la ITV, si hemos hecho nuestros deberes en lo que a mantenimiento se refiere, deberíamos ir tranquilos. Si hemos hecho una pre-ITV en nuestro taller de confianza, mucho mejor. Y seguramente nadie espera no pasar la inspección técnica por culpa de algún defecto en la carrocería. Pero podría ocurrir.

En líneas generales, y según la normativa, la carrocería debe estar en buen estado en cuanto a su integridad y sujeción, y libre de defectos que puedan afectar a la integridad del vehículo o a la seguridad de las personas.

¿Qué defectos buscará el técnico inspector de la ITV? Estos son algunos de los puntos que recoge el manual de procedimiento: defectos de estado (óxidos, perforaciones, desperfectos etc.), existencia de aristas vivas o cortantes, anclajes de portacontenedores inexistentes o deteriorados, fijación del paragolpes defectuosa, entrada de humos al espacio de los ocupantes…

La problemática radica en que es muy complicado establecer criterios de medición objetivos para temas como la corrosión, oxidación etc. Será el inspector quien tenga la última palabra. Por ejemplo, que falte un parachoques o esté medio caído se puede considerar una falta grave, pero los pequeños desperfectos serán considerados, como mucho, como falta leve.

Más vale prevenir que curar

Lo mejor es ir prevenir. Solucionar los pequeños problemas que surjan y no dejar que se acumulen, pues  provocarán incidencias aún más graves.

En definitiva, hay que tomarse el cuidado de la carrocería y la pintura en realidad como parte también del mantenimiento preventivo del vehículo. Y no sólo para evitarnos problemas en la ITV, sino por nuestra seguridad y apariencia del coche que conducimos.

¿Qué la carrocería de tu coche necesita un repaso? ¡Ven a CertifiedFirst, tu red de expertos en chapa y pintura, y descubre lo que podemos hacer por tu vehículo!

Encuentra tu taller CertifiedFirst más cercano con nuestro buscador.

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>