4 recomendaciones para que la pintura de tu coche esté radiante más tiempo

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

recomedaciones-pintura-radiante-mas-tiempo

¿Cómo conseguir que la pintura de nuestro vehículo permanezca perfecta durante más tiempo? Existen algunos trucos y consejos para conseguirlo, pero no están exentos de esfuerzo. La constancia en ciertas buenas prácticas hará que nuestro coche luzca radiante y durante más tiempo.

La regla número uno es lavar el coche con regularidad, al menos una vez por semana. ¿Por qué? Porque, aunque a simple vista no lo parezca, la suciedad se va incrustando en los microscópicos orificios de la pintura. Cuando más tiempo discurra entre los lavados, mayor acumulación habrá de suciedad y ésta acabará por adherirse de tal forma a la pintura que será imposible eliminarla del todo. Lavar el automóvil con frecuencia evitará esta acumulación de suciedad y ayudará a mantener el color y el tacto de la carrocería en buen estado. Otra regla de oro respecto a la suciedad es eliminar inmediatamente (o en cuanto lo veamos) cualquier mancha, como deposiciones de pájaros, resina o goterones caídos de árboles o salpicaduras de otros vehículos. Estas manchas tienen muchas posibilidades de “dejar huella” en la carrocería del coche si no las quitamos cuanto antes. ¡Pero ojo! No utilices cualquier producto a la hora de lavar el coche. Mejor utilizar productos específicos y de calidad: detergentes y jabones no adecuados pueden ser agresivos para la carrocería del vehículo y causar más perjuicio que beneficio.

La regla número dos para cuidar la belleza de la pintura es encerar el coche un mínimo de cuatro veces al año. Aplicar cera de buena calidad otorgará al coche una especie de película protectora: viene a funcionar como un barniz que protege la pintura de las agresiones externas, además de dejar un bonito brillo a la carrocería.

El sol es tu enemigo, podría decir la regla número tres. No es que tu vehículo vaya resultar afectado por un melanoma, pero el sol es uno de los agentes más agresivos para la pintura del coche. Evita que la deteriore reduciendo la exposición al mínimo posible.

Y, por fin, la regla número cuatro es reparar inmediatamente cualquier rayón, arañazo o muesca que aparezca en la pintura. En el mercado existen algunos productos que prometen dar una solución a esos pequeños desperfectos, pero si de verdad te preocupas por la carrocería de tu coche acude a un taller experto en chapa y pintura para que reparen el problema y asegurarte de que no vaya a más. De no hacerlo, la carrocería puede acabar sufriendo óxido y corrosión. Localiza tu taller CertifiedFirst más cercano y mantén el buen aspecto de tu coche por menos de lo que piensas.

 

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>