Los sensores de los vehículos autónomos podrían no llevarse bien con los túneles de lavado automáticos…

Los sensores de los vehículos autónomos podrían no llevarse bien con los túneles de lavado automáticos…

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

En el pasado hemos hablado a menudo de los túneles de lavado automático como algo a evitar si quieres mantener la pintura de tu coche con la mejor apariencia posible. Ahora, asoman nuevos datos que indican que lavar el coche en un túnel de lavado no es lo más aconsejable, desde luego. Y es que los coches autónomos podrían verse en serios apuros si sus propietarios eligen esta modalidad de limpieza.

Rápido, sí. Pero no tan seguro. Al menos, tradicionalmente para la chapa y pintura del automóvil.

Los túneles de lavado automáticos nacieron para dar respuesta a un tipo de automovilista con poco tiempo y que probablemente prefiere no mancharse las manos al lavar el coche. Sólo hay que introducir el vehículo en el túnel, gastar unas monedas y dar al botón.

¿El problema? Las cerdas de los cepillos de esos rodillos pueden ser agresivas para la pintura del coche y producir antiestéticos micro arañazos.

Ahora bien, el vehículo autónomo podría llevar el problema a otro nivel.

Como seguramente sabes, el coche sin conductor se basa en gran parte en un sistema de sensores que recogen información que permiten al ordenador tomar las decisiones necesarias para llevarnos al destino dictado.

Por tanto, en ese futuro que nos anuncian tan inmediato, en esos días en los que los coches autónomos poblarán las carreteras del mundo, ¿qué ocurriría si la salud de esos sensores se viese comprometida?

Y es que, en ese futuro, el enfoque de la seguridad vial quizás pase más bien por actualizar el software del coche o, precisamente, por mantener en perfecto estado los sensores del coche.

Es ahí donde los túneles de lavado automáticos podrían ser un inconveniente. O incluso un riesgo.

A lo que parece, resulta que el trabajo de los sensores del coche autónomos se puede ver comprometido tras el paso del vehículo por un túnel de lavado.

Los cepillos giratorios de grandes dimensiones podrían descolocarlos o incluso sacarlos. Los restos de jabón o gotas de agua podrían ‘cegarlos’.

Sí, así de ‘delicados’ parecen ser los sensores en cuestión.

¿Te sorprende? El chorro de lavado a presión también podría hacer ‘saltar’ la pintura del coche si ésta no se encuentra en buena forma…

Mucho están evolucionando los coches, sí. Pero en lo que a lavado y limpieza se refiere aún parece que el lavado a mano, con productos específicos y suaves paños, sigue ganando la batalla.

¿Tiene tu coche señales de desgaste que ni el mejor lavado puede disimular? Quizás ha llegado la hora de buscar tu taller experto en chapa y pintura de la red CertifiedFirst más cercano. ¡Encuéntralo ahora e infórmate sin compromiso!

CompartirFacebookTwitterGoogle+Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>